5 Errores que no debemos cometer al crear un equipo

 

Buenas, si estás pensando en montarte un equipo nuevo y eres de los que les gusta elegir sus propias piezas, aquí os dejamos los 5 errores fatales que no debes cometer a la hora de crear un equipo gaming.

Introducción

La creación de un equipo gaming es un ecosistema muy frágil el cuál se debe tener muchísimas cosas en mente, no es cuestión de “poner el procesador más caro que encontremos, seguido de la gráfica con más lucecitas que nos podamos permitir y listo…. Ya tenemos un equipo gaming.” Y nada más lejos de la realidad.

Durante mucho tiempo hemos visto configuraciones en nuestra tienda con algunos errores que les podría haber causado más de un disgusto a nuestros clientes si no fuese porque nuestros técnicos se aseguran de que las configuraciones que pedís sean correctas y en el caso contrario, nuestros técnicos contactarían con vosotros para comentarlo.

 

Pero para evitaros molestias, aquí os traemos una guía con los 5 errores fatales que no debes cometer a la hora de comprar un equipo gaming o no, la información es útil en cualquiera de los casos.

 

Para poder evitar los 5 errores fatales, tenéis también la opción de pedir a los chicos del chat o por nuestro correo electrónico que os creemos un equipo y pedir las especificaciones que creáis necesarias o simplemente “dejarnos hacer nuestra magia” xD en ambos casos quedareis satisfecho.

Error fatal Nº 1: El procesador.

Bien es cierto que no hay una regla que diga que tenéis que empezar a crear vuestro equipo por el procesador si estáis versados en esta materia, pero es una buena idea empezar por el procesador y a partir de ahí seguir eligiendo la placa base y demás componentes.

 

Para el procesador, como primera vertiente a elegir sería si optáis por un procesador AMD o por el contrario uno de la marca Intel, abra a quien le suene lógico y abra a quien no y es completamente entendible por que nace sabiendo, pero si compráis un procesador Intel, la placa base debe ser compatible con procesadores Intel y si compráis un procesador AMD, la placa base debe ser compatible con procesadores AMD.

 

Otra cuestión básica a la hora de elegir un procesador es el socket que tiene, si vuestro procesador tiene un socket 1151 (esta información la encontrareis en la descripción de los procesadores con el nombre de Socket o zócalo) la placa base que compréis debe tener esta misma característica (1151 en este ejemplo). En la mayoría de casos de error, os podéis encontrar que simplemente vuestro socket sea de un tamaño diferente y el procesador no entre (por Dios, no lo fuerces) pero en otros casos incluso puede entrar aun que sea de diferente socket. En este segundo caso ni se os ocurra encenderlo, las “consecuencias pueden ser nefastas” quemando el chip por una subida de amperaje y eso, no hay garantía que lo cubra.

Como tercer consejo más importante y que más gente desconoce, aunque coincida el socket y sea de la misma marca, los chipsets (procesador del núcleo principal de una placa base que ejecuta las acciones del procesador) no tienen por qué ser compatibles con la generación de tu procesador. Un ejemplo simple es que una placa base de octava generación como puede ser una Z390, no es compatible con un procesador de séptima generación, aunque comparten el socket (1151). Para esto, en la descripción de la placa base, os dice para que generación de procesadores es compatible.

 

Cometer algunos de estos errores sería algo muy costoso para vuestro bolsillo ya que, si se rompe el procesador, por una subida de tensión por no seguir las especificaciones, ninguna marca asumirá como un error de garantía esto. Este es uno de los 5 errores fatales que no debéis cometer para montar un equipo gaming.

 

Error fatal Nº 2: Fuente de energía.

Otro de los 5 errores fatales que no debéis cometer al montar vuestro equipo es la fuente de alimentación, para algunos la idea de comprar la más cara y más potente que se encuentre en el mercado, les parece una solución y aunque en parte puede serlo, en la mayoría de casos nos podemos ahorrar un dinero importante solo sabiendo elegir bien y usando estos pequeños consejos fáciles de seguir.

En primer lugar, esta pieza deberías de elegirla al final de montar tu equipo de esta forma podrás hacer un cálculo mental fácil de hacer para saber el número y cantidad de conectores que necesitarás tener. Por ejemplo, para las tarjetas gráficas la cantidad de pines puede variar y no tenerlo en cuenta puede ser un error grave que luego lamentarás. Hay casos que solo necesita 1x8 pines, en otras necesitarás 1x8+1x6, en otras 2x8, etc. Otro error es no calcular la cantidad de conexiones para lectores, Discos duros, cantidad de ventiladores o demás funciones que necesitéis. Así que, al acabar de montar vuestro equipo, haced un recuento y ya luego elegid vuestra fuente de energía que tenga todas las conexiones tanto si es modular como de cableado fijo.

 

Otra cuenta que tendréis que hacer antes de comprar la PSU (power Suplies Unit) es contabilizar la potencia que necesitará vuestro equipo al máximo rendimiento (nos ponemos en lo peor y esperamos lo mejor). Para esto es útil leer las características de la gráfica donde os dirán la cantidad de energía que va a utilizar, así como la que se recomienda, luego hacer lo mismo con la gráfica, y sumar estas cantidades, añadir al cálculo el consumo de vuestra refrigeración y ventiladores y a esta cantidad, aumentarle unos 100/200W para periféricos o demás cuestiones que vayamos a conectar, así como los posibles gastos extras. Si necesitáis más información sobre esto, aquí os dejamos nuestra guía de fuentes de alimentación donde entramos mucho más al detalle.

 

Tener de más os hará gastar de más innecesariamente y tener de menos, podría o no encender el equipo o peor aún perder rendimiento en todo el equipo al no poder desarrollar todo su potencial. En ambos casos no es bueno y se convertiría en uno de los 5 errores fatales que no debéis cometer para crear un equipo gamer.

Error fatal Nº 3: El famoso “cuello de botella”.

Este término es más complejo de explicar quizás pero, la idea base es que  si tienes una gráfica potente como una RTX 3080 capaz de mover 930 gb/s pero sin embargo, nuestra placa base o procesador solo es capaz de transportar 196 mb/s (es una exageración para que lo entendáis) evidentemente, no estarías desarrollando todo el potencial de tu equipo y estarías gastando demás para no aprovecharlo, atentos a las especificaciones y velocidad de trasferencia de estas 2 piezas, antes de lanzaros a por lo más caro.

 

Una gráfica 3080, debería de tener una Z490 y un procesador i9 de décima generación para que sean capaces de mover tal cantidad de información, acompañado con el resto de piezas claro SSD, etc.

Error fatal Nº 4: Refrigeración.

Otro error fatal que no debemos cometer al crear nuestro equipo es el subestimar la temperatura que puede tener nuestro equipo gaming y con esto no hablo solo del procesador (que también) sino de todo el equipo al completo, sobre esto tenemos una buena guía en nuestro blog la cuál podéis encontrar aquí mismo, pero os daremos algunos consejos.

 

Está claro que una refrigeración 360 de gran capacidad con 3 ventiladores, será capaz de refrigerar casi cualquier procesador, pero, no es siempre lo que necesitamos o no disponemos de un presupuesto tan alto como para poder gastar tanto, a veces, un buen disipador de aire para procesadores es más que suficiente y además de no ser tan costosos, serán más silenciosos por norma general, aquí tenemos una guía sobre los mejores disipadores de aire para procesadores de 10º Gen muy útil.

 

 

Comprar una caja que de entrada este bien ventilada, es algo muy útil que os evitará gastaros más dinero en la refrigeración teniendo que añadir más ventiladores o una refrigeración de mayor flujo.

 

Además de la caja, será necesario algunos ventiladores de entrada y otros de salida para haceros un buen sistema de flujo del aire, si la temperatura en el interior de nuestro pc se dispara, los problemas de rendimiento, sin dunda uno de los errores fatales que no debemos cometer al crear un equipo es en escatimar o menospreciar este punto.

Error fatal Nº 5: Memoria RAM.

La RAM en muchos casos se menosprecian o sencillamente se compran las más caras y las que tienen los mayores numeritos, pero en algunos casos ni siquiera “echarle unos billetes de más” es la solución.

 

Otra vez tendremos que coger las especificaciones de nuestro procesador y por otro lado la de nuestra placa base, en ellas encontraremos, por un lado, el tamaño máximo de cada cluster, algunos, no pueden usar RAM mayores de16 y otras de 32 (cada una) y a esto también hay que añadirle el hecho de que solo admiten un máximo de RAM (por ejemplo, máximo 32 GB y cada una máximo de 8 GB).

 

Otra cuestión clave a tener en cuenta es la frecuencia (algo que también nos indica las características del procesador y la gráfica) aunque es cierto que los procesadores AMD requieren de una frecuencia más alta para juegos (ojo que esto no se aplica necesariamente para otras funciones) hay que tener en cuenta, nuevamente que tener más de lo que te permite los componentes es innecesario a no ser que le hagamos overclock a todo nuestro equipo (si no eres un experto no te aconsejamos esto porque puede salirte muy caro el toquetear lo que no debes…). Bien es cierto que una mayor frecuencia mejora la velocidad de transferencia y por tanto la tasa de FPS y la calidad de visionado de los juegos, pero si el procesador no puede con esa potencia, de poco nos servirá. Del mismo modo tasa de frecuencias muy altas con una latencia CAS muy altas tampoco será óptimo ya que será desvestir un santo para vestir a otro.

aquí tienes una ayudita con nuestra guía de Memorias RAM DDR5.

Conclusión de los 5 errores fatales que no debemos cometer al crear nuestro pc gaming.

Como conclusión es que tengamos cuidado y no compremos por comprar o pro que nos nublen los numeritos o simplemente escuchamos a alguien decir que “esta pieza es la mejor” hay que tener sentido común, y usar algunas reglas como las prioridades de que pieza elegir primero para hacer un pc que, por cierto, en Gaming Computer los tenemos ordenados para que os sea más fácil seguir paso a paso. En segundo lugar, las características no están solo para hacer bonito, sino que dan una valiosísima información que hay que tener en cuenta para no equivocaros y en tercer lugar que, si tenéis dudas, los chicos de Gaming Computer están en el chat, por correo o incluso cuando realicéis una compra y lo montéis con nosotros para ayudaros a crear la máquina perfecta, todos necesitamos ayuda de vez en cuando para lo que no se nos da bien o no estamos versados o tenemos prisas.

 

Si te ha gustado esta entrada y te ha resultado divertida, no dudes en dejar un comentario, o ayúdanos a difundirlas por las RRSS para que todo el mundo tenga en mente estos 5 errores fatales que no se deben cometer al montar un equipo, gracias y hasta la próxima.

Comments (0)

Producto añadido a tu lista de deseos
Producto Añadido para Comparar

Más info aquí
Acepto Política de privacidad

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Ver Política de Privacidad